maquillaje natural para morenas
maquillaje natural

Como muchos otros colores de pelo, existen innumerables tonos en el espectro moreno. Desde el bonito tono caramelo y el marrón dorado hasta el malva chocolate y el bronce, las opciones son prácticamente infinitas.

A pesar de los muchos colores dentro de la familia del color marrón, un hecho sigue siendo el mismo: hay algunos matices que, simple y llanamente, pueden hacer que el cabello castaño luzca aún más atractivo que por sí solo.

Si alguna vez te has parado en el pasillo del maquillaje preguntándote qué paleta, delineador o rubor te ayudaría a complementar mejor tu color moreno, has llegado al lugar indicado porqué te explicaremos una rutina básica y rápida para que consigas un look fantástico con el maquillaje natural para morenas.  

maquillaje natural

Qué productos de maquillaje necesitas?

Los productos de maquillaje que te mostramos a continuación son nuestras sugerencias, pero evidentemente puedes adaptar las instrucciones a tu maquillaje habitual y por supuesto al tono de tu piel.

Ahora prepárate para sacar todo el partido a nuestro paso a paso de maquillaje natural para chicas morenas, vamos allà!

maquillaje natural

Paso 1. Una base perfecta

Los buenos resultados solo puedes esperarlos si partes de una base impecable antes de aplicar cualquier otro producto de maquillaje.

Para ello es indispensable que trabajes tu piel con una buena base de maquillaje para darle uniformidad y corregir imperfecciones.

Ten en cuenta que una melena morena es el marco perfecto para dar  contraste a tu cara, todas las miradas estarán puestas en lo que haya entre la frente hasta la barbilla.

Así pues, aplica la imprimación con el L’Oréal Paris Studio Secrets™ Professional Magic Perfecting Base, obtendrás una base muy suave y homogénea sobre la que comenzar el maquillaje. 

Luego, continua con la Fundación L’Oréal Paris True Match™ Lumi Cushion Foundation, es un producto estrella para que controla fácilmente el grado de cobertura que prefieras.

maquillaje natural

Paso 2. Esculpe tu rostro

Una vez tengas tu rostro a punto después de trabajar la base, llega el momento de dar dimensión a tus rasgos. Usa uno de los tonos oscuros de tu paleta de contouring en nariz y mejillas, luego con un tono claro ilumina sobre el puente de la nariz, la parte superior de los pómulos y bajo los ojos.

Perfecciona el acabado, repasando y difuminando el producto con un blender, es la mejor manera de decir adiós a las marcas del contouring y obtener un aspecto natural.

maquillaje natural

Paso 3. Colorea tus mejillas

Para iluminar aún más el aspecto de tu cutis y añadir un toque de color fresco a tu rostro, aplica el tono de blush preferido de tu paleta de rubor. 

Retira el exceso de colorete con movimientos circulares. Si tus ojos son verdes opta por un color suave, pero si tienes ojos color azul o marrón decántate por tonos rosas vivos. Eso sí, no te pases con la intensidad del rubor, en este caso menos es más. 

maquillaje natural

Paso 4. Resalta la mirada

Los ojos son el elemento de tu rostro que más juego dará a un look natural. Es con ellos, con los que realmente harás explotar tu potencial.  Mientras que los tonos dorados neutros, son siempre una apuesta segura para todas las morenas, el aspecto verdaderamente sorprendente aparece cuando eliges tonos que complementan el color de tus ojos.

Si tienes los ojos azules intenta usar sombras en tonos grisáceos, como las que se encuentran en la paleta de Makeup Revolution Ultra Eyesshadow y crea una paleta de dos tonos. Con tus ojos verdes el tándem perfecto con un tono bronceado o nude.  

Para ojos marrones usa múltiples tonos marrones suaves para crear un aspecto seductor. 

Remata tu maquillaje de ojos con una capa de máscara de pestañas, como el rímel de ZAO Makeup de Aloe Vera, orgánico y vegano.

maquillaje natural

5. Maquilla las cejas

Llevar las cejas trabajadas y muy naturales es la tendencia del momento, usa un kit como el gel de cejas de Wunder 2 que viene en 5 tonos naturales y además es cruelty free y vegano.

Moldea tus cejas y adaptalas a tu rostro. Sumerge el pincel en el gel, contornea la ceja y define el arco, rellena las cejas en las zonas escasas con la punta angulada y retoca según la intensidad que prefieras. Por último peina y las cejas con el cepillo. 

Ir arriba